La Salud Natural

Judía - Vaina

Más vistas

Judía - Vaina
1,50 €

Disponibilidad: En existencias

Diurética y Antidiabética

* Campos Requeridos

Descripción

Detalles

La semilla de la judía tiene una gran importancia en la alimentación, aunque conviene recordar que crudas resultan tóxicas por contener fasina, una toxoalbúmina que desaparece con la cocción.

Las semillas de judía, llamadas simplemente judías o fríjoles, eran, junto con el maíz, la base de la alimentación de los mayas y aztecas de México, quienes ya cultivaban diversas variedades.

A principios del siglo XX se descubrió que las vainas de las judías poseen interesantes propiedades.


 Propiedades e Indicaciones

Las vainas contienen diversos aminoácidos, especialmente arginina; vitamina A, B y C; sales minerales y oligoelementos; fibra vegetal y almidón. Las vainas de las judías presentan tres acciones fundamentales.

Tiene Propiedades de:
  • Diurética: debido a las sales minerales y a la arginina. Carecen de los efectos indeseables de algunos diuréticos químicos, como la pérdida de potasio. Esta propiedad resulta de gran utilidad en caso de edema por insuficiencia cardíaca o renal, y en la retención de líquidos premenstrual, (Tomar como verdura, decocción). También se usan en caso de gota y de cálculos renales, pues favorece la eliminación de ácido úrico.
  • Cardiotónica: acción semejante a la digital, aunque mucho más suave. Aumenta la fuerza de las contracciones y el rendimiento del corazón.
  • Hipoglucemiante: la decocción de vainas de judía se usa para reducir el nivel de glucosa (azúcar) en sangre, (Tomar como verdura).

La arginina es un aminoácido que abunda en las vainas de las judías. Tiene una acción similar a la glucoquina (insulina vegetal), que hace que descienda el nivel de azúcar en la sangre.

Como tratamiento complementario de la diabetes, la decocción de vainas de judía permite reducir la dosis de insulina o de antidiabéticos orales. Esta reducción debe ser controlada por el médico.

  Preparación y Empleo
  • Uso Interno
    1. Como verdura: Las vainas verdes hervidas también se pueden tomar aliñadas con aceite y limón. De esta forma también poseen efecto hipoglucemiante, aunque menos intenso que la decocción.
    2. Decocción: De 100 g de vainas de judías secas en un litro de agua, hasta que esta se reduzca a la mitad. El líquido resultante se va tomando a lo largo del día.
Información adicional

Información adicional

Uso en EnfermedadesDiurética, edema, retención de líquidos premenstruales, cálculos renales, cardiotónica, hipoglucemiante.
Nombre CientificoPhaseolus vulgaris L.
HispánicoFréjol, fríjol, habichuela, chaucha, poroto, purutu, ayocota, calamaco, caráoca, chinameca, cholo, degul, ejote, majora, patachete, poncha, tapiramo, tapirucuso, tineco.
CatalánMongereta, bajoquera, fesoler, fesolera, tavellera
EuskeraIndidaba, baberrum, leka
GallegoFaba, xudia, feixó
FrancésHaricot
InglésBean
HabitatOriginaria de México y Centroamérica, y extendida por todos los países del mundo.
Descripción PlantaPlanta anual de la familia de las Leguminosas, de tallo trepador que alcanza hasta 3 m de altura en algunas variedades, y de tallo rastrero en otras. Los frutos son unas vainas verdes o amarillas que contienen varias semillas de forma arriñonada.
Partes ÚtilesLas vainas que envuelven a las semillas.
Reseñas

Etiqueta de Producto

Utiliza espacios para separar las etiquetas. Usa comillas simples (') para expresiones.